Petar Kurdov

Escrito el viernes, 1 de mayo de 2009 ·

Petar Atanasov Kurdov nació en Plovdiv, Bulgaria, el 12 de marzo de 1961. Creció futbolísticamente en el equipo del barrio de Karshiaka, el FC Maritsa Plovdiv, tercer equipo de la ciudad tras el Lokomotiv y el Botev y por delante del Spartak. Un club por el que, por ejemplo, pasó también Hristo Stoichkov. En su juventud formó parte de las selecciones de Bulgaría, llegando a disputar el 2 de junio de 1979 la final de la trigésimosegunda edición del Torneo junior de la UEFA que perdió Bulgaría 1-0 frente a Yugoslavia. En este partido Kurdov marró una ocasión inmejorable para haber empatado el encuentro, al disparar fuera el balón cuando ya había driblado al portero yugoslavo Pudar.

La temporada 80/81 debuta en la Primera División Búlgara en el Levski Sparta de Sofía, disputando 10 partidos sin conseguir anotar ningún gol, de la mano del entrenador Hristo Mladenov. La temporada 81/82 disputa 28 partidos marcando 12 goles, marcando también 2 goles en la Copa de la UEFA frente al Dinamo de Bucarest. En la temporada siguiente, la 82/83 juega 20 partidos en los que consigue 1 único gol. La 83/84 juega 26 partidos anotando 9 goles que ayudan a que el Levski se proclame campeón de liga. La temporada siguiente, 84/85, bajan mucho sus prestaciones disputando únicamente 9 partidos con el botín de 1 gol, esa temporada su club también se proclama campeón de liga. En su debut en la Copa de Europa marca 1 gol en la famosa eliminatoria (al menos para ellos) superada contra el campeón alemán VFB Stuttgart (estamos hablando de la competición tristemente famosa por la final de Heysel entre Liverpool y Juventus). En la temporada 85/86 disputa únicamente 3 partidos con el Levski sin conseguir ver la portería rival. A partir de ese momento se me hace difícil seguirle la pista al delantero búlgaro, igual esa temporada y la siguiente las pasó fuera del Levski cedido en algún club menor, Volvió al club de Sofía para disputar la temporada 87/88 en la que anotó 11 goles en 22 partidos, ayudando a que su club volviera a ser campeón de liga. La temporada 88/89 la empezó en el Levski, con el que disputó 2 partidos anotando 1 gol, pero esos números y haber alcanzado los 27 años le permitieron salir del país y enrolarse en las filas del conjunto alemán del FSV Mainz 05 de la 2.Bundesliga, donde disputó 18 partidos anotando 2 goles. Fue justo irse él y que apareciera en escena en el club búlgaro otro delantero para sustituirle, un tal Petar Mihtarski (no sé si os suena, pero yo ya tengo post al canto).

No sé bien dónde empezó Petar Kurdov la temporada 89/90, ya que ni en el Mainz 05 ni en el Levski disputó partido oficial alguno, pero lo que sí está claro es que Serra Ferrer salía a pelea con uno o varios jugadores por temporada y, esa temporada, le había tocado a Zoran Stojadinovic pelearse con el pobler. La Junta Directiva había acordado, a medidados de diciembre de 1989, imponerle una sanción al yugoslavo de 45 días de suspensión de empleo y sueldo por una falta muy grave. El Mallorca se había puesto manos a la obra a la búsqueda de un nuevo jugador para sustituirlo, se hablaba del argentino del Independiente Marcelo Reggiardo, del uruguayo de Peñarol Juan González (sí, el mismo del Oviedo y Atlético de Madrid),  pero el que finalmente llegó fue el delantero centro del Levski Sparta de Sofía, Petar Atanasov Kurdov, más conocido como Pere por el gol sur del Lluís Sitjar. Stojadinovic fue cedido al equpo belga del Royal Antwerp. Kurdov, a su llegada a Palma en las navidades de 1989, no pudo si no hacer declaraciones a la prensa tan premonitorias como "he venido con la intención de marcar goles y de quedarme en este equipo y en el fútbol español durante una larga temporada". Luego se vio que la larga temporada acabó prematuramente el 30 de junio de 1990. También dejó perlas sobre el clima "todavía tengo que aclimatarme a la temperatura de esta isla porque vengo de una zona en la que hay entre siete y diez grados bajo cero y aquí, en cambio, el termómetro está muy por encima de cero". Dejó también una andanada sobre las costumbres españolas a la hora de comer "es una hora (refiriéndose a las 14 horas) un poco tarde para una persona acostumbrada a comer a las doce o doce y media". Como muchas de las rémoras que he analizado ya aquí, todo un prodigio de visionario.

En el Mallorca jugó 7 partidos, debutando el 7 de enero de 1990 en La Romareda contra el Zaragoza en una derrota por 1-0 sustituyendo a Albistegui en el minuto 59. En total, con la camiseta mallorquinista disputó 419 minutos y llegó a marcar 1 gol el 11de marzo en el partido que enfrentaba al Mallorca con el Logroñés en el Sitjar y que acabó con goleada 3-1 (para lo poco que acostumbrábamos esa temporada a ver goles esa temporada, lo pareció), al rematar de cabeza, anticipándose a Luis Islas, un preciso centro de Álvaro. Gol, que como se puede comprobar en el titular de prensa, fue acogido con cierto "cachondeo". Su carta de presentación era la de ser un delantero fuerte, con buen disparo desde la media distancia que había sido 7 veces internacional A por Bulgaria, en donde encontraba una fuerte competencia con los Sirakov, Iskrenov y compañía. Durante su corta estancia en el Mallorca sufrió constantes contratiempos físicos que le impidieron rendir a su mejor nivel (¿?), desde un cierto sobrepeso al llegar, a molestias en los abductores que le retrasaron el debut, pasando por alguna que otra contractura muscular y ciertas molestias en la rodilla. Excusas claras que le impidieron triunfar en la isla, por supuesto.

Al abandonar la disciplina bermellona se pierden sus pasos durante algunos años. Tal vez se fuera a la montaña de ermitaño, vete a saber. Se sabe que fue entrenador del PFC Belasitza Petrich, pero no sé exactamente en qué temporada (mis conocimientos del idioma búlgaro son nulos, queridos amiguitos). En la temporada 01/02 es el entrenador del Botev Plovdiv, un puesto de trabajo cómodo y tranquilo, sin salir de casa. En la temporada 04/05 toma las riendas como entrenador del PFC Spartak Varna tres días antes del inicio del campeonato, aunque no termina la temporada en ese banquillo.  En noviembre de 2008, su nombramiento como director deportivo del Lokomotiv de Plovdiv fue altamente contestado por los hinchas de ese club que intentaron entrar en el campo y suspender el partido contra el Lokomotiv Mezdra, ya que había sido jugador (sería después de abandonar el Mallorca o en una de esas temporadas intermedias, no sé bien, si alguien más iluminado que yo lo sabe, que lo diga en los comentarios) y entrenador del rival ciudadano, el Botev. Kurdov declaró en su presentación que "no soy un fan del Lokomotiv, pero soy un profesional que quiere hacer bien su trabajo, pido a los aficionados tolerancia". No la tuvo y debió abandonar el cargo. Al menos dejó algo positivo al fútbol y es que su hijo, Atanas Kurdov, que jugaba en los equipos inferiores del Levski y es internacional sub-21 búlgaro, fichó en 2007 por el Bayer Leverkusen por 350.000 Euros para cuatro temporadas, aunque desde diciembre de 2008 juega cedido en el FC Winterthur de Suiza.

Publicar un comentario en la entrada

Contacto

Twitter: @soydelmallorca

Email: soy_del_mallorca@hotmail.com

¿Me ayudas?

Busco nombres completos, fechas de nacimiento, lugares de nacimiento (y en su caso de fallecimiento) de jugadores que hayan jugado en el Mallorca entre 1916 y 1959; o entre 1975 y 1980.


¿Tienes algún listado antiguo? ¿Eres algún ex-jugador? ¿Eres familiar o conocido de alguno? Puedes contactarme por cualquiera de los métodos antes descritos.


Estado de la búsqueda a 26/12/2013: 702 de 1024 completados.

Sobre esto

NO PUEDO ASEGURAR UN RITMO CONSTANTE DE ESCRITURA, HAGO LO QUE PUEDO CUANDO PUEDO. PACIENCIA. SALUD.


Hay cosas que intento olvidar pero no puedo. Mi memoria me persigue. Soy seguidor del Real Club Deportivo Mallorca desde el año 1980. Soy tan idiota que soy capaz de recordar goles, alineaciones, partidos y anécdotas varias de todos estos años. Mi novia dice que si hicieran un concurso sobre la historia y anécdotas del Mallorca lo ganaría sin ninguna duda. Pero yo creo que hay gente que sabe mucho más que yo. Y, además, soy tan tonto que mi única pena es no haber visto jugar a mi equipo en la mítica campaña de Tercera División. Yo me incorporé en Segunda B, aunque de niño recuerdo haber visto mi primer partido en el Lluís Sitjar el 26 de mayo de 1974, un famoso (¿solo para mí?) Mallorca - 1 Burgos - 0 de la última jornada de esa temporada en el que nos jugábamos salvarnos de la promoción de descenso a Tercera Divisón. Aunque tengo buena memoria, para algunas fechas y datos tengo que tirar de hemeroteca. Espero que disfrutéis conmigo de este viaje por mi historia ...

¿Un partido memorable?

Nick Hornby, en su libro "Fiebre en las gradas", radiografió perfectamente los 7 ingredientes que un partido de fútbol puede tener para que pase a tener la consideración de memorable y pase a engrosar la lista de partidos que se recuerdan para siempre. Puede aparecer un solo ingrediente o varios juntos.
1. Goles. Tantos como sea posible que uno recuerda mejor un 7-1 que un 1-0.
2. Lamentables errores arbitrales. Y mejor que mi equipo sea la víctima de los mismos, le da más dramatismo.
3. Un público bullicioso. Por ejemplo, el calor de la grada al remontar un 0-2 es algo incomensurable.
4. Condiciones meteorológicas adversas. El barro, la lluvia, el frío extremo hacen los partidos más heróicos.
5. Que el rival falle un penalti. Y si es decisivo, mejor.
6. Que un jugador contrario sea expulsado. Siempre que no sea demasiado pronto, porque esas deslucen el partido.
7. Algún tipo de incidente desgraciado. Y aquí entramos en un resbaladizo terreno moral.

Entradas Recientes

Seguidores